Geografías políticas

Por Sabrina Haimovich // sabrina.haimovich@gmail.com

 Entrevista a Carlos Godoy

 

Carlos Godoy es poeta, escritor y periodista. Autoexiliado de Córdoba, es el autor del libro de poemas Escolástica Peronista Ilustrada, que se reedita este año, y acaba de publicar su primer libro de cuentos titulado Can Solar.

¿Qué lugar le das hoy a la política dentro de tu literatura?

Para mí toda literatura, llamemos “seria” para distinguirla de otra más pasatista, testimonial o de entretenimiento, es política. Aunque también esa literatura “secundaria” podría leerse  políticamente como una forma coyuntural o representativa de una determinada época. Hay algunas zonas de mi producción que trabajan literalmente con el discurso político, y otras zonas más distanciadas de esa literalidad pero que a fin de cuentas se pueden enmarcar en determinadas geografías políticas. Los grandes temas siempre son políticos. Creo que mi favorito es “el padre”.

Pasaste de la Escolástica Peronista Ilustrada a escribir sobre personajes cotidianos y no tan populares. ¿A qué se debe el cambio?

La Escolástica Peronista Ilustrada es un libro que circuló mucho. Se publicó hace cinco años, Funes hizo no sé cuántas ediciones y este año se reedita con dibujos de Daniel Santoro. Es un libro del que todavía se sigue hablando, lo que es bastante raro para un libro de poesía. Yo creía que escribía narrativa hasta que me dijeron que lo que escribía era poesía. Mi objetivo en la escritura siempre fue la narrativa; de hecho los libros de poemas que escribí, excepto el último que es como una colección de poemas, están estructurados a partir de un arco narrativo. Distanciarme de la Escolástica Peronista Ilustrada fue tratar de plantearme desafíos. Podría haberme vuelto viejo diciendo esto es peronista, esto no es peronista. De hecho Charly Gradín alteró el orden de los factores del leitmotiv de la Escolástica Peronista Ilustrada y escribió un libro que se llama Peronismo Spam. Es algo que funciona, que se escribe solo. Quería alejarme de eso, probar otras cosas, tratar de escribir algo que me cueste.

¿Podríamos pensar que la elección de un personaje como la estudiante de anatomía refleja una tendencia tuya hacia el detalle?

Esa pregunta toca una zona a la que la crítica quiere entrar pero nunca tuvo el quorum necesario como para instalarse como un debate en la literatura contemporánea. ¿Cómo deben escribir los jóvenes? ¿Como Bolaño? ¿Como Aira? ¿Como Saer? ¿Como Fogwill? ¿Como Levrero? ¿Cómo quién hay que escribir? O mejor: ¿Cómo hay que escribir? ¿Realismo? ¿Ciencia ficción? ¿Prosa política? ¿Barroco 2.0? Ahí aparece el detalle como elemento constitutivo del objetivismo, el minimalismo o lo que sería el realismo en la literatura argentina. Actualmente veo puntas que indican que lo “actual” es alejarse de esa zona de producción. Pero alejarse de esa zona sería negar el pathos de la literatura norteamericana, y yo pienso que la única literatura es la norteamericana y por lo tanto la única forma de escribir.

¿Por qué dejaste de escribir poesía?

Dejé de escribir poemas porque ya no me sale y las cosas que quiero decir están en otro registro. Lo que tengo ganas de decir no lo puedo decir con poemas. Hace poco me invitaron a leer poesía y como no tengo ganas de leer lo que publiqué y no escribí un poema en más de dos años, no me quedó otra que juntar un par de tweets y ordenarlos en verso.

Con respecto a Can Solar, vos dijiste que es una “colección de relatos sobre lo buena que es la maldad”. ¿Lo podrías explicar un poco más?

Esa fue una boludez que dije en Twitter. Creo que estaba pensando en hacerme el canchero. No sé si Can Solar es un libro sobre la maldad, ojalá lo fuera porque me parece un gran tema. A lo sumo hay algunos relatos que buscan acercarse un poco a esos momentos en los que sin saber por qué nos terminamos mandando una gran cagada, ya sea sobre los otros o sobre nosotros mismos que resguarda alguna cercanía con hacer el mal. La maldad es muy  seductora; requiere astucia, pensar y moverse como un animal, resolver cosas sobre la marcha cuidando de no ser descubierto. Socialmente se tiende a esconder los actos malignos que uno comete y esa intimidad me parece un buen nicho para explorar. En conclusión, como le escuché decir a no me acuerdo quién una vez “yo tengo un montón de problemas” y creo que trato de escribir sobre eso.

En un texto tuyo titulado “La patria imperfecta” vos dijiste que “la única patria es la infancia”. ¿Qué sería entonces la adultez?

Esa es una frase que le chorié a Saer. Siempre suelo chorear frases sin escrúpulos. Una vez sacaron una nota en el diario de Córdoba donde hablaban de mis poemas y el periodista citó tres versos para sostener su hipótesis de análisis. Uno de los versos era de Joyce, el otro de Pound y el último de Benjamin. ¿La adultez? La adultez es la conciencia del dolor. // RT2

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s