El boulevard de los sueños rotos

Por Marisol Córdoba // marisol.cordoba.10@gmail.com

 

El porvenir, de Virginia G. Gallardo.

Simurg, 2012. 128 páginas. $70.

“Yo tuve paz alguna vez”. Así comienza el primer libro de la escritora argentina Virginia Gallardo, ganador de la primera mención del Premio Casa de las Américas en 2011 y editado recientemente por Simurg. El porvenir, la historia que abre la serie de cuentos y da título a la obra, narra la debacle de una mujer que ha sido arrastrada irremisiblemente a su propia destrucción. En el ambiente perturbador de un hotel ubicado en un pueblo de provincia, la protagonista añora su vida pasada, desesperanzada y sin saber cómo terminó ahí.

“Soy culta, buena, elegante, ordenada, prolija, todo lo que querían que fuera. Ahora, por favor, quiero mi recompensa”, se queja el personaje de “Toda una dama”, quien en la vejez añora el amor perdido por culpa de los designios familiares y su cobardía. A lo largo de catorce relatos, narrados por voces femeninas, la autora nos pone al filo de lo extraño y lo perverso. Las mujeres sin paz de este libro están atravesadas por el carácter fatalista de la perdición, que las arrastra hasta sitios insospechados. “Si algo puede salir mal, va a salir mal”, pareciera ser la premisa que rige las situaciones dramáticas de cada una de las historias ¿Dónde se produce el quiebre? ¿Dónde está la falla? ¿Hasta dónde hay que retroceder en la arqueología emocional para dar cuenta del fracaso? Gallardo expone con sutileza esos momentos claves en los que ya nada volverá a ser lo que era. Esos momentos, parecen triviales y cobran capital importancia a la luz de acontecimientos futuros. Las protagonistas, consumidas por los celos, la frustración y el hartazgo ven cómo sus ambiciones se hacen trizas frente al roce cáustico con la realidad. Sin hacer nada para evitarlo, más bien se dejan conducir dócilmente hacia ese destino inexorable e implacable, atrapadas, quizás, por el atroz encanto de caminar hacia el propio abismo. En el medio de sus tragedias domésticas y dramas cotidianos, sólo queda contemplar patéticamente cómo el mundo se desmorona.

Con una prosa realista y sin abusar de los lugares comunes, Gallardo explora el universo femenino haciendo foco en el giro vital expuesto por las grietas que se abren cuando las cosas no salen como deberían.

Poner una bomba en el trabajo, hallar una cabeza adentro de una heladera, obsesionarse hasta el paroxismo con un hombre casado, son algunos de los mosaicos que forman parte de la existencia de estas damas terribles, sufridas, sádicas y despóticas a las que la autora recrea con maestría y precisión, otorgándoles voz propia sin juzgarlas. El futuro se hace esquivo en la escritura de Virginia Gallardo, donde no hay porvenir para sus chicas de ficción. A la vuelta de la esquina sólo aguardan la perplejidad y el desencanto.//RT

Anuncios

Categorías:Reseñas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s